Altos ejecutivos de la tecnología se reúnen en secreto para detener a Donald Trump

Donald Trump se está convirtiendo casi en el “enemigo público número uno”; sus bravuconadas, insultos, salidas de tono, amenazas contra empresas tecnológicas como Apple, sus deseos de “cerrar partes de internet” bajo la excusa de combatir al Estado Islámico o su actitud claramente racista, xenófoba, machista o misógina parece que sólo le reporta apoyos en el seno de los militantes republicanos que le Continue reading

Luces y sombras de las nuevas tecnologías de la información aplicadas al periodismo (y III): ventajas y riesgos

El nuevo periodismo digital      Finalizamos esta breve serie de artículos que comenzamos hace en torno a un mes señalando de forma breve pero exhaustiva aquellas ventajas y desventajas provocadas por la irrupción de las nuevas tecnologías de la información en el ejercicio de la profesión periodística.

      En este sentido, los profesores Lourdes Martínez Rodríguez y Antonio Parra Pujante[1], ambos profesores de la Universidad de Murcia, realizan una acertada síntesis de las ventajas que internet aporta al desarrollo de la especialización periodística y que podemos aplicar al ejercicio de la profesión periodística en general:

  • Superación de los límites espacio-temporales.
  • De ello deriva la posibilidad de una mayor profundización y contextualización de los contenidos especializados a través de enlaces hipertextuales, contenido multimedia, vínculos a otras noticias, a documentación, a bases de datos o a las propias fuentes implicadas.
  • Inclusión y tratamiento de temas específicos y diferenciados, es decir, contenidos más locales, próximos y personalizados. Una mayor segmentación de audiencias que sin embargo permite llegar a un público más amplio y geográficamente disperso.
  • Internet se convierte en una eficaz herramienta para el periodista especializado pues le facilita el acceso a grandes bases de datos y documentales, le abre la posibilidad de contactar con fuentes especializadas y con ciudadanos implicados, y le ofrece múltiples posibilidades para abordar el tratamiento de un tema específico recurriendo al hipertexto, el multimedia y la interactividad.
  • La Red permite un mayor conocimiento del receptor/usuario, por la posibilidad de “feedback” e interacción; los públicos se hacen más activos, críticos y exigentes, dejan de ser receptores pasivos para convertirse en productores de contenidos.
  • Facilita el acceso a todo tipo de medios y fuentes, lo que repercute en un aumento del nivel cultural de los receptores y les convierte en implacables jueces del contenido informativo de los medios.
  • Facilita el desarrollo del periodismo de servicio mediante la aportación de datos útiles por parte tanto de periodistas como de los usuarios y las propias fuentes.
  • Proporciona cierta democratización de la información en el doble sentido del libre acceso a una pluralidad de fuentes por un lado, y de la posibilidad del usuario de crear y difundir contenidos por otro.
  • La instantaneidad (actualización constante) sustituye a la periodicidad; y se amplía el período de vigencia de los relatos, ahora almacenados y accesibles por tiempo ilimitado.

@jalfocea en Flipboard

En esta misma línea, los autores resumen además los riesgos de internet:

  • La instantaneidad y la actualización constante comportan riesgos para el desarrollo de contenidos periodísticos; la pugna por dar la noticia antes que la competencia provoca errores y el afloramiento de datos no suficientemente contrastados; o bien que entre las rutinas periodísticas acabe predominando las labores de edición y reelaboración de textos con la premisa de actualizar constantemente, sin tiempo para el análisis, la reflexión y la contextualización.
  • Excesiva dependencia de internet. Abuso del recurso a documentación e información digital (ciberfuentes) en detrimento del contacto personal con los protagonistas de la noticia, lo que puede restar interés humano a la información.
  • Sobreabundancia de información, y deficiente calidad de la misma, que dificulta al usuario poder diferenciar las fuentes útiles, creíbles y verídicas del ruido informativo o los intentos de “infoxicación”.
  • Proliferación de bulos, falsedades, rumores, etcétera debido al mal uso y abuso de formas alternativas de comunicación como foros, blogs, redes sociales…
  • Incremento de la dificultad de determinar la fiabilidad de las fuentes y la veracidad de las aportaciones ciudadanas.

 La “actualización constante” frente al debido tratamiento de la información: un ejemplo real.

      Respecto a los riesgos o peligros derivados de la instantaneidad y/o actualización constante, la periodista Carme Chaparro[2] elabora una profunda e interesante reflexión con ocasión del atentado ocurrido en Boston a mediados del pasado mes de abril de 2013 y su tratamiento inmediato por los medios de información. En este post Chaparro señala como “durante las primeras horas de caos del atentado de Boston, la cifra de fallecidos que daban los medios de comunicación locales osciló entre ninguna, dos y doce. En el fragor del momento, algunos olvidaron la prudencia.  ¿Por qué? Porque cada vez vamos más y más rápido.” Relaciona esa supuesta necesidad por ser el primero en ofrecer la noticia con sus peligros más evidentes: la no contrastación de la información (por una, también supuesta, falta de tiempo) y por lo tanto la difusión de informaciones erróneas, junto con la necesidad de mantener unos principios éticos y morales, profesionales, que eviten, en este tipo de acontecimientos, provocar aún más dolor que el ya ocasionado por el hecho en sí. Lo mismo ocurre con el tratamiento de las imágenes: “Y a veces olvidamos la prudencia. Como en el baile de cifras de muertos de Boston. O en algunas de las fotos que colgaron los periódicos en sus webs (¿habéis visto las de personas con pies y piernas amputados?)”. La solución propuesta por la periodista es simple y evidente: “siempre piensa en las familias (…)Y es que siempre estás a tiempo de subir la cifra de víctimas mortales, pero tirar al alza sin confirmación oficial (o si tú no estás allí delante contando cadáveres) es una imprudencia. De la misma manera que cuando algún medio da por fallecida a una persona que no lo está: cuidado, mucho cuidado.”

Atentado en Boston (Abril, 2013)

Atentado en Boston (Abril, 2013)

            Como conclusión a esta serie de tres artículos no podemos señalar más que los aspectos positivos y negativos de las TIC están ahí. Cada cual debe valorarlo adecuadamente y en base a un conocimiento adecuado pero lo indudable es que un NO adecuado uso de las mismas, por necesidad conduce a ciertos riesgos y a un tratamiento deficiente de la información impropio de cualquier periodista que se considere profesional.


[1] MARTÍNEZ RODRÍGUEZ, Lourdes y PARRA PUJANTE, Antonio: Periodismo especializado. Teoría y práctica de la especialización informativa. Murcia : Diego Marín, 2010.

LUCES Y SOMBRAS DE LAS NUEVAS TECNOLOGÍAS DE LA INFORMACIÓN APLICADAS AL PERIODISMO (II): “Infonomía”.

Alfons Cornellá

      Continuamos hoy el artículo iniciado hace un par de semanas señalando que uno de los grandes retos planteados por la nueva, o no tan nueva situación, y derivada directamente de la multiplicación de fuentes y contenidos es el de la gestión eficiente de la información. A este respecto Alfons Cornellá[1] señala la necesidad de un término específico que institucionalice la gestión inteligente de información dentro de las ciencias de la información y la documentación, la infonomía, apoyando tal necesidad en la abundancia de información disponible en nuestra sociedad actual. Dicha necesidad de una gestión inteligente (y eficiente) de la información por parte de profesionales y organizaciones viene justificada por:

  • Los avances en tecnología de la información y comunicación han sido más rápidos que nuestra capacidad para absorber, manejar, valorar la información.
  • Desmitificación de internet al que define como “mero instrumento” para “un mejor uso de la información que presenta.
  • Necesidad de diseñar la información de manera más comprensible.
Alfons Cornellá

Alfons Cornellá

      Cornellá añade: “… si la empresa es información, todos los que trabajan en ella son gestores de información (…) y cada uno de sus componentes dedicará una parte cada vez más importante de su jornada a crear, manejar o proyectar información” y más adelante señala que “va a ser preciso que emerja una disciplina consagrada a desarrollar los conocimientos necesarios para mejorar la utilización inteligente de la información en las organizaciones”; y más adelante, en la página 329, apoya una vez mas la necesidad de unos estudios de infonomía: “…el mundo al que vamos es uno en el que todos seremos gestores de información.”.

      Cornellá parte de la premisa de que “las organizaciones son información”. La sociedad de la información en la que nos hallamos inmersos se caracteriza fundamentalmente por el papel esencial de la información y su capacidad para transformar, o al menos modificar, aspectos económicos, empresariales, sociales, etcétera de nuestro día a día, provocando en definitiva un cambio radical en las actividades productivas hacia el sector terciario. La multiplicación de las fuentes ha traído consigo una cantidad ingente de información disponible que, debidamente tratada, constituye una ventaja para las organizaciones pues, teniendo la información adecuada se está en mejores condiciones para tomar decisiones acertadas por ello, las organizaciones son información. Y de ahí también deriva la necesidad planteada de gestionar eficazmente la información.

      Los gestores de información ya existen, pero dada la importancia actual de la información, y la previsiblemente mayor aún importancia futura que tendrá, se hace necesaria la existencia de profesionales exclusivamente dedicados a la gestión eficaz de la información, desde diversas perspectivas, y ello deriva en la necesidad de un término concreto que los defina, así como la reglamentación de una formación concreta en ello. El término es infonomía. La explicación etimológica corrobora tal decisión sin dejar lugar a dudas: si economía es, etimológicamente, la gestión de la casa (de los bienes), la infonomía no puede ser otra cosa que la gestión de la información, en el sentido, claro está, de gestión eficiente.

Otra idea planteada por Cornellá en el mismo artículo es la de “diseñar información de manera que sea más comprensible será fundamental”, algo evidente si aceptamos como comunicación perfecta aquella que permite que el mensaje lanzado por el emisor sea asumido por el receptor de igual forma en que aquel lo concibió.


[1] CORNELLÁ, Alfons: “Hacia la infonomía”, publicado en Infonomía.com La empresa es información, págs. 321-334, 2000.

[Extracto de mi proyecto de fin de carrera]

Luces y sombras de las nuevas tecnologías de la información aplicadas al Periodismo (I)

"No es oro todo lo que reluce" Algunos aspectos negativos de la introducción de las TIC en el Periodismo
"No es oro todo lo que reluce" Algunos aspectos negativos de la introducción de las TIC en el Periodismo

“No es oro todo lo que reluce” Algunos aspectos negativos de la introducción de las TIC en el Periodismo

Inmersos como nos encontramos en plena Sociedad de la Información, tal vez resulte un tanto complicado observar algunos aspectos negativos que la aplicación de las nuevas tecnologías de la información y la comunicación pueden conllevar en el contexto de la profesión periodística. Sin embargo, los riesgos derivados de un uso no adecuado están ahí.

      En la actualidad, existe un importante debate entre quienes defienden la cultura del texto impreso contra la “invasión” del texto digital. Algunos piensan que el periodismo digital atenta contra la permanencia de diarios y revistas; otros en cambio, ven en internet el futuro de la información y señalan ventajas del periodismo digital que acabarán por imponerse al periodismo tradicional. Ignacio Ramonet sostiene que los medios tradicionales fueron considerados hasta ahora el cuarto poder por su posibilidad de controlar los poderes legislativo, ejecutivo y judicial; en su opinión, los medios digitales conformarían el quinto poder, capaz además de garantizar el derecho a la información y la libre expresión del pensamiento, función que el periodismo en los medios tradicionales no desarrolla. Sin embargo, Carlos Scolari reflexiona que “el periodismo digital sufrió el mismo proceso ascendente descendente de las punto.com. Se esperaban grandes negocios que no funcionaron tal cual las grandes empresas lo esperaban”. Scolari señala que la renovación no reside en el modo de hacer periodismo de los medios digitales sino en el modo con que la gente los lee: “La pantalla está imponiendo nuevos modos de lectura y la prueba de esto es que los medios impresos adquieren elementos de la página digital. El texto electrónico remodela cognitivamente a los usuarios y a su vez éstos remodelan los textos electrónicos (interfaces) al usarlos”.

            En cualquier caso, estemos o no de acuerdo total o parcialmente con estas u otras afirmaciones, lo cierto es que la aplicación de las TIC ha provocado innumerables transformaciones dentro de gigantesco ámbito de la información y la comunicación. Sin entrar en polémicas, trataremos a continuación de señalar algunos de esos aspectos dejando, en la medida de lo posible al lector, decidir sobre su positividad o negatividad:

  • acercamiento virtual entre personas y entre personas e informaciones: el acceso entre personas o a los mensajes puede ser efectuado desde cualquier lugar sin importar el punto geográfico donde se generó el mensaje.
  • Ruptura de los límites temporales y los ritmos de trabajo: actualización constante, acceso inmediato a la información, etc.
  • Cambios en la estructura de las redacciones de los medios.
  • Cambios en los modelos de negocio.
  • Cambios en la relación periodista-empresa: tendencia al trabajo autónomo (freelance).
  • Cambios en la relación periodista-usuario.
  • Cambios en las formas de trabajo.
  • Nuevas exigencias al profesional de la información: periodista polivalente o multimedia.
  • Posibilidad de acceder directamente a la información de nuestro interés así como de elegir la forma en que seguimos el mensaje (hipertextualidad).
  • Posibilidad de complementar la información, sobre un mismo soporte, con todas las formas expresivas posibles: texto, imagen fija, video, audio. (multimedialidad).
  • Interactividad sujeto-sujeto y sujeto-objeto.
  • Accesibilidad a una cantidad de información impensable hace sólo unas décadas (¿exceso de información?¿dudas en la credibilidad de la información? à INFOXICACIÓN)
  • Por primera vez, periodista y usuario tienen potencialmente acceso a las mismas fuentes.
  • Evolución desde consumidor de información (sujeto pasivo) a usuario de información (sujeto activo que no sólo escoge la forma en cómo accede a la información sino que en muchas ocasiones participa en la generación de la noticia).
  • Cambios en los géneros periodísticos o aparición de los llamados nuevos géneros ciberperiodísticos.
  • Etcétera…

Continuará…

[extracto adaptado de mi proyecto de fin de carrera, junio 2013]

El impacto de las nuevas tecnologías en…

El impacto de las nuevas tecnologías en la creación, difusión y acceso de contenidos digitales.

Presente y futuro del mundo de la información.

PRESENTACIÓN.

 Las tecnologías de la información y la comunicación han consolidado un mundo global a la par que han transformado globalmente nuestras vidas. Quién lea este escrito y compare sus modos de trabajo y entretenimiento con la forma en cómo los llevaba a cabo hace una década comprenderá tales cambios. Por tanto, no es objetivo de este estudio demostrar lo que ya resulta evidente, sino realizar un repaso por esos grandes cambios efectuados en el ejercicio de la profesión periodística, en la relaciones entre periodistas, medios y usuarios, en el nuevo papel jugado por los ciudadanos no sólo como receptores de información, si no como sujetos con acceso a fuentes y capaces de ser ellos mismos los que generan las noticias, etcétera. Y todo ello sin olvidarnos en apuntar los efectos negativos del uso inadecuado de las TIC y sus causas, haciendo especial énfasis en el problema de la “brecha digital” y sus diferentes dimensiones, y planteando de forma general el posible futuro que depara a los medios de comunicación.

Disponible en Amazon haciendo clic en la portada

Disponible en Amazon haciendo clic en la portada

GRACIAS.

La humanización de lo digital #EBE16

La humanización de lo digital #EBE16

Las nuevas tecnologías digitales a menudo ocasionan la pérdida de contacto directo entre los seres humanos y aunque las redes sociales, los blogs, las páginas webs y demás, se muevan en un mundo intangible, los usuarios, los clientes, aún necesitan ese contacto humano, siendo éste un aspecto que se ha convertido en la clave del éxito de las nuevas empresas digitales.  Continue reading