Las cartas de Himmler

Las cartas de Himmler
Las cartas de Himmler
Las cartas de Himmler

      Heinrich Himmler (1900-1945) fue uno de los mayores artífices de la política de pureza de la raza aria emprendida por Hitler. Sus escasos 44 años de vida le bastaron para emprender con mano firme y sin titubeos la llamada Solución Final mediante la matanza metódica y sistemática de millones de judíos, polacos, gitanos, homosexuales, comunistas, testigos de Jehová, enfermos mentales y otros muchos considerados inferiores por el régimen nazi, muchos de los cuales fueron torturados y usados en los más crueles e inimaginables experimentos.

Las cartas de Himmler: el hallazgo.

      Las “cartas de Himmler” constituyen un archivo de en torno a 700 escritos epistolares que el jefe de las SS envió a su esposa Marga y cuyas copias se encuentran en poder del diario berlinés “Die Welt“.

Una de las últimas cartas de Himmler
Una de las últimas cartas de Himmler

      Según informó el mencionado diario alemán, las cartas fueron halladas en una vivienda de Israel (o en una caja de seguridad de un banco de Tel Aviv, según otras fuentes) junto con otro tipo de material como fotografías, notas, etcétera y cuya autenticidad ha certificada a Die Welt por el jefe de los Archivos Federales Alemanes, Michael Hollmann: “No hay ninguna razón para dudar de la autenticidad de los documentos en Tel Aviv“, ha sentenciado Hollman después de que se haya realizado un estudio grafológico comparativo con otros manuscritos de Himmler disponibles en los citados Archivos Federales Alemanes.

      Estos textos, escritos por el dirigente nazi entre 1927 y hasta cinco semanas antes que Himmler se suicidara con una cápsula de ciaunuro durante su cautiverio por los aliados, constituyen un valiosísimo documento histórico que desvela, además de muchos aspectos relativos a la política racial nazi, el carácter insensible del dirigente ante la vida de los que consideraba “racialmente inferiores”.

Todas las cartas aparecen firmadas por “Tu Heini”“Vuestro padre” y, aunque su contenido es esencialmente amoroso y familiar, también dejan entrever el profundo antisemitismo de Himmler, sus viajes, etcétera.@jalfocea en Flipboard

La difusión de las cartas de Himmler.

      En manos del diario alemán Die Welt, éstas cartas han sido publicadas por el mismo coincidiendo su inicio con el “Día Internacional en Memoria de las Víctimas del Holocausto” a través de ocho entregas que podéis ver con todo detalle en este especial del diario titulado Himmler (se encuentra en alemán).

Parte de la documentación encontrada
Parte de la documentación encontrada

      Además, gran parte de estas cartas de Himmler han sido consultadas por la realizadora audiovisual israelí Vanessa Lapa que el pasado día nueve de febrero estrenó el documental Der Anständige (El decente) dentro del marco de la Berlinale 2014 y que en parte ha sido financiado por el propio diario Die Welt.

Heinrich Himmler con su esposa Marga
Heinrich Himmler con su esposa Marga

      Y por si fuera poco, la totalidad de las cartas han sido publicadas en una edición comentada por la editorial Plon en Francia y por Piper Verlag en Alemania, bajo el título Himmler privado. Cartas de un asesino de masas.

      Mientras los documentos originales ya se han convertido en objeto de deseo de archivos y coleccionistas que ya han ofrecido enormes sumas de dinero por ellos, muchos se preguntan cómo es posible que hayan permanecido ocultas durante tanto tiempo, aspecto éste al que hace alusión la revista La aventura de la Historia:

en un modesto barrio de Múnich, una anciana de 84 años cree saber la respuesta: “Han mantenido las cartas escondidas porque demuestran que mi padre no era el monstruo, el hombre malo que quisieron hacer creer”. Se trata de Gudrun Burwitz, la hija a la que Himmler llama cariñosamente Puppi (muñequita) y que desearía, antes de morir, tener esas cartas en sus manos y poder evocar una vez más el recuerdo de su padre, al que ella conoció como un hombre “tierno” y “atento”.

 Las cartas de Himmler: el contenido

      Tal y como señalaba al comienzo, estas cartas son fundamentalmente de contenido amoroso y familiar, lo que no implica que les reste valor histórico y biográfico puesto que dejan entrever unos sentimientos, una actitud y unas acciones características del régimen nazi.

      La única mención al contenido de su “trabajo” como jefe de las SS y ejecutor de la política de exterminio de los judíos hace referencia a sus viajes a los campos de concentración.

En los próximos días – escribe Himmler el 15 de julio de 1942 – estaré en Lublin, Zamosc, Auschwitz, Lvivy luego en los nuevos cuarteles. Tengo curiosidad por saber si podré usar el teléfono, estaré probablemente a 2.000 kilómetros de Gmund. Te deseo lo mejor, ten un viaje agradable y disfruta tus días con nuestra pequeña hija. ¡Muchos saludos afectuosos y besos!”. «Heini, eres una agencia de viajes», le responderá su esposa Marga a ese listado de visitas.

      Pero como decía antes, este intercambio de cartas también deja entrever el profundo antisemitismo que domina la personalidad de Himmler y que también es compartido por su esposa Marga:

“Este asunto con los judíos, ¿cuándo nos dejará esta escoria, para que podamos vivir una vida feliz?”, se pregunta su esposa en noviembre de 1938, después de la Noche de los Cristales Rotos, que marcó el apogeo de las políticas racistas del III Reich.

      También la hija del los Himmler, Gudrun, que contaba con doce años en aquel momento, escribe a su padre a vaticina los riegos de la guerra contra Rusia:

«Es horrible que hagamos la guerra contra Rusia. Eran nuestros aliados», agregando que «Rusia es taaan grande, si tomamos toda Rusia, la lucha será muy difícil».

       En definitiva, unos documentos de valor incalculable que dejan entrever  una actitud de amor y cariño por su familia en igual grado que de odio y deseo de muerte hacia los que ayudó firmemente a exterminar.

      Esperemos que la edición española llegue pronto a nuestras librerías.

2 thoughts on “Las cartas de Himmler”

  1. Pingback: Las cartas de Himmler | Recursos para las Ciencias Sociales

  2. Pingback: Las cartas de Himmler | jalfocea | Scoop.it

Deja un comentario